Centro Virtual Cervantes
Lengua

googlear v. tr. e intr.

googlear <em>v. tr.</em> e <em>intr.</em>

Googlear es un verbo cuyo significado resulta bastante transparente: utilizar el motor de búsqueda Google para acceder a la información que se desea obtener a través de internet. Como se puede observar, está compuesto por el nombre propio del popular buscador Google, al que se adiciona el sufijo –ear, sufijo que en el español actual genera verbos derivados de sustantivos. De hecho, este mismo proceso acontece con el nombre de la red social Twitter, que ha dado lugar al verbo twittear.

Se documentan numerosos ejemplos de uso del verbo googlear tanto en España como en los diferentes países de América, y quizás se aprecia un empleo más frecuente en estos últimos frente a lo constatado en el español peninsular:

hackear v. tr.

hackear <em>v. tr.</em>

Desde la invención del primer microprocesador, el Intel 4004, el uso cotidiano de dispositivos con estos circuitos y ordenadores se ha incrementado de forma exponencial tanto como su capacidad de procesamiento. Sin embargo, no siempre somos conscientes de la cantidad de información que se intercambia continuamente entre dispositivos. A nuestro alrededor fluyen millones de unos y ceros que llevan desde un hola enviado por mensajería instantánea hasta los contenidos cifrados de las bases de datos del gobierno de un país.

Estas señales digitales viajan por redes cableadas o inalámbricas y nuestros dispositivos reciben y transmiten la información que compartimos o consultamos digitalmente. La acción de acceder de forma no autorizada a un sistema mediante estrategias informáticas, de ingeniería social u otras, como la explotación de alguna vulnerabilidad en el dispositivo, se denomina hackear. Este préstamo, adaptado morfológicamente, proviene del término inglés hack que significa ‘to gain unauthorized access to (computer files, etc., or information held in one)’ según el Oxford English Dictionary y en español conserva los mismos significados que en inglés, como se observa en los siguientes ejemplos:

infoxicación f.

infoxicación <em>f.</em>

Nadie puede negar que Internet y las redes sociales hayan supuesto una revolución importante en nuestras vidas y, en especial, en el campo de la comunicación. Aunque las ventajas de estas herramientas sean incuestionables y supongan una gran fuente de conocimiento, el hecho de estar permanentemente conectados en una red donde no hay ningún filtro de calidad de la información ha supuesto un grave problema para la sociedad. En estos momentos, se genera tal cantidad de información que es imposible controlarla, lo que provoca que no seamos capaces de gestionar esta sobresaturación de contenidos digitales que nos bombardea de manera constante e instantánea y que puede acabar teniendo consecuencias negativas para nuestro día a día.

app f.

app <em>f.</em>

La propagación de los dispositivos móviles ha provocado un cambio en nuestra vida cotidiana, ya que gracias a las apps ahora podemos hacerlo (casi) todo con un teléfono móvil: desde cocinar la receta más suculenta hasta hacer ejercicio o dejar de fumar. Las apps han revolucionado también las relaciones sociales y las formas de comunicación. Se trata de una realidad muy reciente, que ha acompañado la aparición de los smartphones o teléfonos inteligentes y las tabletas.

fotogalería f.

fotogalería <em>f.</em>

La palabra fotogalería tiene en la actualidad distintos significados en el ámbito del periodismo y en el de las aplicaciones informáticas, pero en algunos países de habla hispana ha sido empleada inicialmente en el ámbito del arte fotográfico. Se trata de un compuesto a la manera culta formado por foto, acortamiento de fotografía, y galería, acortamiento de galería del arte.